Falsas Doctrinas Noticias Cristianas

Apostasía al descubierto: Estrategias para pedir ofrendas…

Aparte de desobedecer 1 Timoteo 2:11-13, esta dama usa las clásicas estrategias carismáticas para que la gente dé ofrendas:
1) «Expresalo con dinero. Tratan de medir la fe y piedad del creyente en dinero.
2) Contar una «historia» impactante, que bien motiva a la gente, también psicosea a la gente con la «advertencia» de perder «bendiciones» por no ofrendar.
3) El clásico «Dios me ha dicho», es decir, aunque el predicador diga «Dios me ha dicho», la gente debe tomarlo como verdadera palabra de Dios. Así niegan la Suficiencia de las Escrituras.
4) Ofrecen a la gente que su ofrenda «Será multiplicada». Es la clásica que usan los «apóstoles» de la prosperidad. En ese caso, los que ofrendan lo hacen motivados por que obtendrán más dinero, supuestamente.
5) Finalmente «sorocototerederesho… sutayodele….»; los balbuceos que dicen ser «don de lenguas». Esto también tiene cierto «peso» autoritativo o normativo para que la gente lo tome como que «viene de Dios»
No es malo que se dé ofrendas, sino el darle «otras motivaciones» que no sea gratitud por la obra de Cristo. El cristiano actúa en respuesta al amor recibido de Dios en Cristo. NO necesita esa clase de manipulaciones para ofrendar. Lo hace de corazón agradecido.
. Seguiremos en esta lucha, nada personal (por si acaso), sino meramente DOCTRINAL en promover y defender la Suficiencia de las Escrituras.

Por: Apología del Evangelio

«Han dejado el camino recto, y se han extraviado siguiendo el camino de Balaam hijo de Beor, el cual amó el premio de la maldad,
y fue reprendido por su iniquidad; pues una muda bestia de carga, hablando con voz de hombre, refrenó la locura del profeta.
Estos son fuentes sin agua, y nubes empujadas por la tormenta; para los cuales la más densa oscuridad está reservada para siempre.
Pues hablando palabras infladas y vanas, seducen con concupiscencias de la carne y disoluciones a los que verdaderamente habían huido de los que viven en error.
Les prometen libertad, y son ellos mismos esclavos de corrupción. Porque el que es vencido por alguno es hecho esclavo del que lo venció.
Ciertamente, si habiéndose ellos escapado de las contaminaciones del mundo, por el conocimiento del Señor y Salvador Jesucristo, enredándose otra vez en ellas son vencidos, su postrer estado viene a ser peor que el primero.
Porque mejor les hubiera sido no haber conocido el camino de la justicia, que después de haberlo conocido, volverse atrás del santo mandamiento que les fue dado.
Pero les ha acontecido lo del verdadero proverbio: El perro vuelve a su vómito, y la puerca lavada a revolcarse en el cieno».
II Pedro 2:15-22

NOTICIAS CRISTIANAS – LA VERDAD AHORA

Comentarios

Comentarios